Transfórmate.
renovando tu manera de pensar

Aprende A Disfrutar La Vida

Día 30
Para Aprender A Disfrutar La Vida…
Es Importante Que Rías

La risa es un regalo de Dios, y como todo regalo, se supone que debe usarse. Lamentablemente, por el tipo de vida tan estresante que estamos llevando, nos olvidamos de encontrar algo divertido en el día y para algunos en la vida. Y si permitimos que las frustraciones, los momentos difíciles y amargos, que por cierto son inevitables, de la vida nos inunden, entonces comenzamos a vivir frustrados y también llenamos de frustración a quienes amamos.

Si permites que las nubes de la vida oscurezcan las bendiciones de la vida, entonces te estarás haciendo el mal hábito de ser pesimista. Te perderás la oportunidad de ver que son más las bendiciones que las frustraciones. Así que toma un momento para reír, incluso de lo malo que está pasando. Como diría “San Chómpiras”: ¡Tómalo por el lado amable!

Así que hoy, busca por un poco de humor, que por cierto nunca falta algo gracioso que suceda o un chiste que te envíen o escuches. Créeme, si a veces sin buscarlo lo encuentras. Dios nos regalo la risa con un motivo, y como siempre el PADRE sabe lo que es mejor para nosotros. ¡A reír!

El día de hoy dile al Señor: Dios, muchas cosas las he tomado muy en serio, por favor ayúdame a reír. Cada vez que comience a llenarme de frustración, de negativismo, o hundirme en depresión poco a poco, dame motivos para reírme. Y permíteme compartir esta risa y contagiar con la alegría a quienes se crucen en mi camino. En el nombre de Jesús. ¡Amén!

Alégrense con los que están alegres y lloren con los que lloran (Romanos 12:15)
Julito Julito Author

Por fecha

Por tema

Eres el visitante

About Author

Soy Julio César Cruz Ocaña, mejor conocido como Julito, y junto con mi esposa somos pastores de adolescentes del Centro Cristiano Filadelfia en Chiapas Mexico. ¿Te interesa saber mi edad? Soy de 1978 y tuve la oportunidad de conocer a Cristo desde los 16 años y es lo mejor que me pudo haber pasado, ya que ahora disfruto de la vida plena y abundante que solo Jesucristo puede dar. Estoy casado (desde el 2003) con una maravillosa mujer a través de la cuál el Señor me ha bendecido: Ciria; y con quien tengo la dicha de tener dos hermosas niñas: Ana Belén y Vania Daniela. Y juntos servimos al Señor cuidando y pastoreando a un montón de hijos e hijas adoptivos (mis juniors).

Follow by Email

Labels

Header Ads

Blogger templates

Latest Post

Follow Me On Instagram