Transfórmate.
renovando tu manera de pensar

Aprende A Disfrutar La Vida

Día 77
Para Aprender A Disfrutar La Vida…
Disfruta Los Silencios

Vamos a ver si estoy en lo correcto. ¿Tienes un buen de problemas y estás pensando que Dios se ha tomado un break, o quizás se fue de vacaciones, o quizás está ayudando a alguien que se lo merece más que tú? Déjame decirte entonces que: Dios está allí contigo, justo ahora, escuchando tus pensamientos y oraciones, observándote y cuidándote a cada paso que das.

El problema es que muchas veces nos la pasamos quejando y el ruido que provoca nuestro problema es tan fuerte, que perdemos de vista que Dios está susurrándonos al oído. Y es que nos resulta tan difícil o incómodo mantenernos quietos y guardar silencio para poder escuchar la voz de Dios. Pero eso es algo que espera que hagamos, ya que en las situaciones difíciles y estresantes, es muy fácil ignorar la presencia de Dios –o peor aún- rebelarnos contra Él. Pero, quizás no tienes ni idea de qué reconfortante es, que cuando estés en lo más pesado o estresante de cualquier cosa, tomar un gran respiro, guardar silencio y permitir que la presencia de Dios toque tu corazón y reanime tu espíritu. ¡Vamos, inténtalo en este momento! Una de las maneras de conocer mejor a Dios es guardando silencio, y permitir que Él susurre tu nombre y lo que siente por ti.

El día de hoy dile: Señor, en este momento en que estaré tranquilo, en paz, en silencio delante de ti, deseo poder experimentar tu presencia. Te buscaré cada día, por el resto de mi vida, sabiendo que Tú siempre estás a mi lado, a pesar de las dificultades. En el nombre de Jesús. ¡Amén!

Guarda silencio ante el Señor; espera con paciencia a que él te ayude. (Salmos 37:7)
Julito Julito Author

Por fecha

Por tema

Eres el visitante

About Author

Soy Julio César Cruz Ocaña, mejor conocido como Julito, y junto con mi esposa somos pastores de adolescentes del Centro Cristiano Filadelfia en Chiapas Mexico. ¿Te interesa saber mi edad? Soy de 1978 y tuve la oportunidad de conocer a Cristo desde los 16 años y es lo mejor que me pudo haber pasado, ya que ahora disfruto de la vida plena y abundante que solo Jesucristo puede dar. Estoy casado (desde el 2003) con una maravillosa mujer a través de la cuál el Señor me ha bendecido: Ciria; y con quien tengo la dicha de tener dos hermosas niñas: Ana Belén y Vania Daniela. Y juntos servimos al Señor cuidando y pastoreando a un montón de hijos e hijas adoptivos (mis juniors).

Follow by Email

Labels

Header Ads

Blogger templates

Latest Post

Follow Me On Instagram