Transfórmate.
renovando tu manera de pensar

Aprende A Disfrutar La Vida

Día 89
Para Aprender A Disfrutar La Vida…
Haz Las Paces Con Tu Pasado

¿Te has reconciliado con tu pasado? ¡¿Sí?! Felicidades. Pero si no lo has hecho, es tiempo de comenzar a escapar de las ataduras de tu pasado. ¿Cómo? Aceptando lo que ya fue y comenzando a confiar en lo que Dios tiene para ti.

Todos experimentamos en la vida cosas terribles, y nos cuesta recuperarnos de esos momentos tan difíciles, nos gusta martirizarnos una y otra vez con que fue o pudo ser. Pero si quieres recuperar la esperanza y la fuerza para recuperarte, debes comenzar a aceptar que tu pasado es precisamente eso, pasado. No puede afectar lo que está por venir aún, sin importar lo feo, difícil o doloroso que haya sido. El futuro, si lo pones en manos de Dios, será grandioso.

Tu pasado no te ha matado, y lo que no te mata, te hace más fuerte. Así que es tiempo de levantarte, hacer las pases con tu pasado. Y poner tu futuro en manos del Señor, quién puede usar todo, incluso lo malo, para obtener algo bueno.

Así que el día de hoy dile al Señor: Dios, por tanto tiempo he temido por mi pasado, he vivido con dudas y atado a lo que pasó. Pero hoy quiero entregarte todo a ti, mi futuro lo veo con esperanzas porque sé que Tú caminas a mi lado para obtenerlo. No tendré temor, porque he puesto mi fe en ti. En el nombre de Jesús. ¡Amén!

Pero olvida todo eso; no es nada comparado con lo que voy a hacer. Pues estoy a punto de hacer algo nuevo. ¡Mira, ya he comenzado! ¿No lo ves? Haré un camino a través del desierto; crearé ríos en la tierra árida y baldía.” (Isaías 43:18-19)
Julito Julito Author

Por fecha

Por tema

Eres el visitante

About Author

Soy Julio César Cruz Ocaña, mejor conocido como Julito, y junto con mi esposa somos pastores de adolescentes del Centro Cristiano Filadelfia en Chiapas Mexico. ¿Te interesa saber mi edad? Soy de 1978 y tuve la oportunidad de conocer a Cristo desde los 16 años y es lo mejor que me pudo haber pasado, ya que ahora disfruto de la vida plena y abundante que solo Jesucristo puede dar. Estoy casado (desde el 2003) con una maravillosa mujer a través de la cuál el Señor me ha bendecido: Ciria; y con quien tengo la dicha de tener dos hermosas niñas: Ana Belén y Vania Daniela. Y juntos servimos al Señor cuidando y pastoreando a un montón de hijos e hijas adoptivos (mis juniors).

Follow by Email

Labels

Header Ads

Blogger templates

Latest Post

Follow Me On Instagram