Transfórmate.
renovando tu manera de pensar

Es Que Soy Un Looser

Cómo Lidiar Con El Rechazo
Nadie me escoge para ser parte del equipo. Nadie me pela. Ni mis papás me hace caso.
Descubre porque Dios jamás te rechazará ni te dejará solo.

Y viniendo a El, como a una piedra viva, desechada por los hombres, pero escogida y preciosa delante de Dios (1 Pedro 2:4)

Me pasó y seguramente te ha pasado: Se pelean por ver en que equipo te quedas, "Quédatelo tú", "No, mejor que se vaya contigo", "No la vez pasada me tocó a mí y ya ves que no sabe nada". Y tú te sientes peor que cucaracha fumigada a medio morir y decides irte: "Perdón, creo que me llama la profe, en otra ocasión".

¿Sabes? Jesús también sufrió lo mismo, fue rechazado por la gente, la Biblia nos dice que fue desechado por los hombres, pero nos dice algo maravilloso, pero escogido y precioso delante de Dios.

Lamentablemente nuestra cultura tiene la tonta idea de que los mejores, los más guapos, los más talentosos son los "in". Mientras que los demás están "fuera de onda". Y por eso cuando no quedamos en un equipo de futbol o en cualquier actividad, o nos mandan a la banca o simplemente nos hacen a un lado, nos rechazan, nos sentimos tan mal, porque hemos creído en nuestro corazón que algo anda muy mal con nosotros.

Muchos ya no vuelven a intentarlo, porque se sienten rechazados y no amados. Y esto se refleja en nuestra relación con el SEÑOR, porque entonces comenzamos a decir: "Señor, porque me hiciste un perdedor y no me permitiste entrar a este equipo o lograr esto otro. ¿Será que también en otras áreas de mi vida me hiciste un perdedor?".

Necesitas entender lo siguiente: el valor de una persona no está en sus habilidades ni en sus logros. De hecho Dios dio a cada persona talentos y habilidades únicos, para que no fuésemos iguales. Pero el valor de un persona está en si esta persona ha decidido ser HIJO de Dios. ¿Por qué? Porque hay algo que Dios dio por igual a todos, Él dio la vida de Su Hijo Jesús para que todo aquél que en Él cree, no se pierda más tenga vida eterna.

Así que tu verdadero valor no está en tus talentos ni habilidades, aunque debes aprender a dar gracias a Dios por hacerte como te hizo, porque esos talentos y habilidades los usará de acuerdo a Su Voluntad, porque tu verdadero valor está en ser Un Hijo de Dios.
Julito Julito Author

Por fecha

Por tema

Eres el visitante

About Author

Soy Julio César Cruz Ocaña, mejor conocido como Julito, y junto con mi esposa somos pastores de adolescentes del Centro Cristiano Filadelfia en Chiapas Mexico. ¿Te interesa saber mi edad? Soy de 1978 y tuve la oportunidad de conocer a Cristo desde los 16 años y es lo mejor que me pudo haber pasado, ya que ahora disfruto de la vida plena y abundante que solo Jesucristo puede dar. Estoy casado (desde el 2003) con una maravillosa mujer a través de la cuál el Señor me ha bendecido: Ciria; y con quien tengo la dicha de tener dos hermosas niñas: Ana Belén y Vania Daniela. Y juntos servimos al Señor cuidando y pastoreando a un montón de hijos e hijas adoptivos (mis juniors).

Follow by Email

Labels

Header Ads

Blogger templates

Latest Post

Follow Me On Instagram