Transfórmate.
renovando tu manera de pensar

Los hijos se irán

Algo que a los padres nos cuesta aceptar, es la realidad de que un día los hijos se irán de casa. Que los hijos estarán tan sólo un tiempo con nosotros, y que deben salir de casa, así que hay que prepararlos.

Hay dos pasajes en la Biblia que nos recuerdan esta realidad:
Génesis 2:24 - el hombre dejará a padre y madre y se unirá a su mujer.
Salmos 127:4 - Los hijos que le nacen a un hombre joven son como flechas en manos de un guerrero.

Así como las flechas no son para quedarse en la aljaba, los hijos no son para quedarse en casa, deben salir a formar un nuevo hogar. Por tanto, una de las mayores responsabilidades que como padres tenemos, es prepararlos para ese momento. Para que sepa cómo y qué hacer con su independencia.

Leí la anécdota de un padre y una madre que decidieron tomar unas vacaciones de dos semanas, y dejar a su hijo adolescente solo en casa. Al irse le dieron permiso a su hijo de usar el auto e incluso invitar a sus amigos a una fiesta en casa. ¿Sorprendente? ¡Definitivamente! El mayor sorprendido fue su propio hijo. Al regreso de las vacaciones, el hijo les preguntó la razón por la que se "arriesgaron" a tal decisión. Los padres le dijeron:

"Hijo, dentro de poco tú estarás en completa libertad, sin nadie que te diga lo que debes o no hacer. Así que quisimos exponerte a esa 'total' libertad, mientras aún estás bajo nuestra supervisión e influencia".

Estos amosoros padres, habían entendido que su hijo un día se iría de casa, así que lo estaban preparando para esa independencia, para aquél día en que partirían del hogar. Padres, tenemos que preparar a nuestros hijos para lo que será su vida independiente. Padres de adolescentes, debemos aprender a detener a nuestros hijos pero con las manos abiertas. 
Julito Julito Author

Por fecha

Por tema

Eres el visitante

About Author

Soy Julio César Cruz Ocaña, mejor conocido como Julito, y junto con mi esposa somos pastores de adolescentes del Centro Cristiano Filadelfia en Chiapas Mexico. ¿Te interesa saber mi edad? Soy de 1978 y tuve la oportunidad de conocer a Cristo desde los 16 años y es lo mejor que me pudo haber pasado, ya que ahora disfruto de la vida plena y abundante que solo Jesucristo puede dar. Estoy casado (desde el 2003) con una maravillosa mujer a través de la cuál el Señor me ha bendecido: Ciria; y con quien tengo la dicha de tener dos hermosas niñas: Ana Belén y Vania Daniela. Y juntos servimos al Señor cuidando y pastoreando a un montón de hijos e hijas adoptivos (mis juniors).

Follow by Email

Labels

Header Ads

Blogger templates

Latest Post

Follow Me On Instagram