Transfórmate.
renovando tu manera de pensar

Mejor Preparado De Lo Que Crees

Campamento Entrenados Para Conquistar (Feb 2010)

¿Has intentado compartir tu fe? ¿Ha sido fácil? ¿Te ganó el temor de ‘cómo lo tomarían’ o ‘el qué dirán’? ¿Pensaste ‘lo haré bien’?

¿Qué te trasmite el término “evangelizar”?

Yo lo relacionaba con un gritón: “Arrepiéntete pecador”, paseándose por las calles o en un estadio o “campaña evangelística”. Y es que ciertamente, nos da un poco de temor, pero a la vez deseamos que nuestros seres amados vengan a los pies de Jesús y sabemos que depende de nosotros. Entonces, ¿cómo le hacemos para compartirles nuestra fe?

1. Dios Te Ha Dado La Capacidad (2 Tim 1:7-8)
Lo primero que tienes que saber es que Dios es quien salva. Nosotros no podemos forzar a nadie a creer en lo que creemos o que acepte el perdón de Dios. La salvación es una obra sobrenatural de Dios, y nosotros somos sus herramientas. Y créeme, Dios no usa algo chafa o pirata, Él se asegura de utilizar lo mejor. Así que, aunque sea ¡difícil de creer! Tú estás mejor preparado de lo que crees para compartir tu fe.

En 2 Tim 1:7-8 se nos revela lo que Dios nos ha dado para capacitarnos y así poder compartir el evangelio con tus amigos, familiares, etc.

a) Poder
• El Poder Del Evangelio (Ro 1:16). Algunos creen que evangelizar es desacreditar las religiones, creencias y dogmas de los demás. El evangelio no es eso; el evangelio es: Cristo hombre, muerto por nuestros pecados, sepultado y pero resucitado.
¡Eres cristiano, no anti-religión! Enfócate en Cristo.

• El Poder Del Espíritu Santo (Jn 16:8). El Espíritu Santo es quien puede convencer de pecado al mundo, así que antes de compartir pídele dirección. Pide que te prepare para lo que enfrentarás: algunos querrán pelear por una mala experiencia que tuvieron con algún otro creyente; otros tendrán conceptos equivocados de Dios; otros con filosofías. En todos esos casos, tú pide que el Espíritu Santo toque sus corazones y te de sabiduría y te marque el tiempo adecuado; mientras tanto, no pierdas Su amistad, ni los critiques, ni los ataques, ni les reproches. Permite que el Espíritu Santo que mora en ti, haga la obra en ellos.
PD. Estudia la Biblia, que es de donde el Espíritu Santo querrá sacar algo bueno.

• El Poder De La Oración. “Antes de hablar de Dios a tus amigos. Habla de tus amigos a Dios”. ¿Queremos alcanzar a cientos? ¿Cuánto tiempo estás dispuesto a orar por ellos? Recuerda: “Evangelizar es una guerra espiritual”.

b) Amor
El amor incondicional del creyente revela más claramente a Jesús (Jn 13:35).

• Con Hechos (1 Jn 3:18). Hay tantas maneras prácticas de demostrar amor: invitarlos a tomar un café, a comer, visitarlos, acompañarlos en la enfermedad, sentarse a su lado cuando hay problemas, no criticarles, no avergonzarse de ellos, compartirles de lo que tenemos.
“A menos que seamos capaces de esforzarnos por hacer el amor de Dios tangible, muy pocos querrán escuchar nuestras palabras.”

• Con Palabras (Pr 31:26). ¿Te gusta ser criticado, señalado por tus errores, atacado por tu fe? ¿Por qué crees que a tus amigos sí les gustará? Todas tus palabras deben brindar cariño, esperanza, cuidado, comprensión y compasión, tal como lo que Cristo tenía por el pecador o ¿quieres ser como los religiosos que trajeron a la adultera?

c) Dominio Propio
Esta palabra también se traduce como prudencia, cordura. Para lograr la prudencia el dominio propio:
• Entiende lo que crees: “No puedes dar aquello que no tienes”
Investiga lo que crees, vive lo que descubras, comparte lo que vivas.

• Ponte límites: algunos querrán discutir o debatir, prepara argumentos, pero no permitas que esto te lleve a discusiones sin sentidos sólo por querer tener la razón, o enfadar o exasperar a la otra persona. Retírate antes de llegar al límite.

2. No Con Todos Es Igual
a) Algunos requieren ser confrontados. Preguntas directas, esperando respuestas directas. ¿Quién es Cristo para ti? ¿A dónde irías si mueres hoy?
b) Algunos requerirán intelecto (Hch 17:16-31). Como Pablo usando la lógica, usando la educación recibida, usando lo que la cultura ofrece.
c) Algunos requieren testimonios vivos (Jn 9:30-33). Conocer, comprobar en la vida de una persona común y corriente como ella, lo que Cristo es capaz de hacer. ¿Qué ha hecho Dios en tu vida que puedas compartir?
d) Algunos requerirán una interacción personal. Quieren encontrar a alguien con quien platicar, que les aclare sus dudas, temores, etc. Ej.: Nicodemo.
e) Algunos esperan que alguien les indique lo que tienen que hacer. Sólo quieren saber qué hacer para tener lo que tú tienes. ¡Invítalos a recibir a Jesucristo! Después platica lo que quieras.
f) Algunos requerirán que otros más también lo hagan. Se sienten más cómodos sabiendo que no es el único. Pasan a recibir cuando ven a otros hacerlo.

Conclusión
Dios te ha equipado con el Poder del Evangelio, con el Poder de Su Espíritu Santo y con el Poder de la Oración. Para que con hechos y palabras, actúes prudentemente demostrando el gran Amor Sacrificial de nuestro Dios a quien lo necesita. Todo esto para atraerlos a los pies de Cristo.

Como ves, estás mejor preparado de lo que crees para compartir con gozo y excelentes resultados tu fe.
Julito Julito Author

Por fecha

Por tema

Eres el visitante

About Author

Soy Julio César Cruz Ocaña, mejor conocido como Julito, y junto con mi esposa somos pastores de adolescentes del Centro Cristiano Filadelfia en Chiapas Mexico. ¿Te interesa saber mi edad? Soy de 1978 y tuve la oportunidad de conocer a Cristo desde los 16 años y es lo mejor que me pudo haber pasado, ya que ahora disfruto de la vida plena y abundante que solo Jesucristo puede dar. Estoy casado (desde el 2003) con una maravillosa mujer a través de la cuál el Señor me ha bendecido: Ciria; y con quien tengo la dicha de tener dos hermosas niñas: Ana Belén y Vania Daniela. Y juntos servimos al Señor cuidando y pastoreando a un montón de hijos e hijas adoptivos (mis juniors).

Follow by Email

Labels

Header Ads

Blogger templates

Latest Post

Follow Me On Instagram