Transfórmate.
renovando tu manera de pensar

Armados Y Peligrosos


Dios nos ha dado una armadura impresionante para hacer frente en esta guerra espiritual al ejército enemigo, y las tácticas de guerra para salir vencedores y evitar ser lastimados.
Esta armadura está preparada para que puedas resistir todos los ataques del adversario y también poder atacarlo. Asegúrate de usar la armadura completa, ya que si lo haces parcialmente, serás vulnerable a los ataques (Lucas 12:15).

1. Cinturón de Verdad (Ef 6:14a)
El principal arma del enemigo: la mentira. Por tanto necesitamos conocer la verdad, ya que ésta es la que mantiene toda la armadura en su lugar. Si no se tiene un dominio firme de la verdad, la armadura tendrá áreas desprotegidas que serán blanco fácil para el ataque enemigo. Así que Estudia cuidadosamente la Palabra de Dios (2 Ti 2:15), presta atención a la sana enseñanza (Hch 2:42) para estar lleno de la palabra de verdad. Pero sobre todo que Jesucristo sea tu todo, recuerda que Él es la Verdad.

2. Coraza de Justicia (Ef 6:14b)
La armadura protege las partes vitales del cuerpo, y en este caso la coraza protege al corazón.Justicia es igual a Integridad y Honor. Y es que un mundo lleno de deshonestidad, de jóvenes que ceden ante las presiones de los demás, en donde mentir es algo normal, en donde no hay distinción entre lo bueno y lo malo, entre lo santo y lo profano, en donde ya no se sabe si es blanco o netro y todo se ve a escala de grises. Donde los valores se adaptan al deseo y el placer de alguien. Se necesita jóvenes capaces de pararse con firmeza y dejar de hacer lo que es popular pero incorrecto, para hacer lo correcto y agradable a los ojos de Dios, aunque no sea lo popular.

3. Calzado con el Evangelio (Ef 6:15)
Esta guerra en la que estamos no es sólo para defendernos, estamos también al ataque para conquistar. Y la gran noticia es que nuestra batalla no es una batalla en la que estemos indefensos y tan sólo librando los ataques del adversario. Estamos en una guerra en la que nosotros tenemos que atacar, porque el enemigo está vencido, tenemos que ir a conquistar nuestros sueños y nuestros anhelos, nuestra familia, etc. El Evangelio son las Buenas Nuevas, y esto significa que podemos caminar en esta vida en esa Buena y Nueva vida que Jesús nos da, en esas Buenas y Nuevas promesas que el Señor nos ha dado, en esa Buena y Nueva visión de vida que Él nos da.
Debemos llevar verdad y amor a nuestros mundo. Para conquistar al mundo, debemos hacerles conocer la Verdad y el Amor de Dios. Nada puede dar a tus pies más firmeza que depender plenamente del terreno inconmovibles inmutable del evangelio (Ro 10:15).

4. Escudo de la fe (Ef 6:16)
Sin duda seremos atacados con dudas y temores. Y dicho ataque será constante, a fin de tratar de desalentarte y desmoralizarte. Pero el escudo de la fe te proporcionará protección contra dichos ataques "apagando", es decir, tragándose la potencia del fuego enemigo.
Pon tu fe en Dios y en su Hijo Jesucristo. Recuerda que no debes, nunca, basar tu fe en tus propias fuerzas; esto es tonto. Tu escudo de la fe debe estar en Dios y en su poder para vencer al enemigo (Pr 3:58).

5. Casco de la Salvación (Ef 6:17a)
El enemigo disparará justo hacia tu cabeza. Y es que tu cabeza tiene precio en el cuartel enemigo, así que es justo a donde querrá atacar el enemigo constantemente, trayendo pensamientos de tu pasado, pensamientos llenos de lujuria, dudas, temores, etc. Recuerda: la salvación de Dios no es sólo la aceptación de la muerte y resurrección de Jesús para el perdón, sino que también es el proceso redentor total, es decir, que incluye la renovación de nuestras mentes (Ro 12:12).
¿Tú has creído en Jesucristo? ¡Sí!, entonces tú eres ahora un hijo de Dios. Y para renovar nuestra mente, tenemos que tener un compromiso vital de caminar diariamente con el Señor.

6. Espada del Espíritu (Ef 6:17b)
El enemigo no tiene chaleco antiBiblia. Esta arma poderosa no sólo derrota al enemigo, sino que da fortaleza y dirección al soldado de Jesucristo. Su potencia es tal, que penetra cualquier superficie. Esta espada del Espíritu es imparable. No hay nada que se le resista. Lo mismo funciona para derrotar a Satanás, como para traer bendición a una persona.
Conclusión
No puedes ganar una guerra sin el equipo necesario. Y lo creas o no, estamos en una guerra, así quieras participar o no. Lamentablemente no hay campos neutrales. Tienes que estar listo y armado.

La guerra se gana, batalla tras batalla.
En esta guerra tendrás que librar diferentes batallas, tienes todo para salir victorioso, y aunque en algunas fallemos, no te preocupes, Dios te ayudará a levantarte para arremeter nuevamente contra el enemigo hasta conquistar esa batalla. Recuerda, la guerra ya ha sido ganada por nuestro capitán.

¿Estás preparado para la batalla?
Julito Julito Author

Por fecha

Por tema

Eres el visitante

About Author

Soy Julio César Cruz Ocaña, mejor conocido como Julito, y junto con mi esposa somos pastores de adolescentes del Centro Cristiano Filadelfia en Chiapas Mexico. ¿Te interesa saber mi edad? Soy de 1978 y tuve la oportunidad de conocer a Cristo desde los 16 años y es lo mejor que me pudo haber pasado, ya que ahora disfruto de la vida plena y abundante que solo Jesucristo puede dar. Estoy casado (desde el 2003) con una maravillosa mujer a través de la cuál el Señor me ha bendecido: Ciria; y con quien tengo la dicha de tener dos hermosas niñas: Ana Belén y Vania Daniela. Y juntos servimos al Señor cuidando y pastoreando a un montón de hijos e hijas adoptivos (mis juniors).

Follow by Email

Labels

Header Ads

Blogger templates

Latest Post

Follow Me On Instagram